lunes, 20 de agosto de 2012

KATERÍN Y ULISES SIN PENÉLOPE


Prolepsis:

Al bajar de aquel tren, silbante e inmemorial, puso los pies en el duro suelo.
“No hay nubes ya, no hay mares ni túneles de misterio”.
Y escribió un relato infinito por dentro, como presente en la ausencia, junto al lejano eco de máquinas ferroviarias.

A través de un recuerdo fugaz, retomó un año después el escrito y añadió unas frases para hacer notar que estaba vivo.
Pensó en ella y en nadie más… La imaginó de rosa, y de negro, y de verde claro. La reconoció en los sueños, la miró de lejos y caminó en otra dirección, en busca de Penélope.







Katerín y Ulises sin Penélope:


Ató su corazón a la espina dorsal para que en la huída no quedara atrás. Pero perdió la razón, la noción del tiempo y de la realidad. La olvidó para siempre aun no pudiendo, no fue carne sino piedra, avistó arena sin mirar agua, y en su más salvaje libertad encerró la pena que dejó en sus mientes aquella hermosa y cautivadora sirena.

La lejanía no era obstáculo para el regocijo de sus sueños, y llegó Ulises a la isla, a Ibiza, pero Penélope también formaba parte del placer recóndito de ese mirar a lo lejos, con catalejo y parche en el otro ojo. Sintió la necesidad de volver a nado, impulsado por su locura, por su deseo, por sus ansias trémulas de volver a escuchar el canto abismal, misterioso y sensual, de aquella criatura reluciente, de aquel amor intenso, amor verdadero y efímero, como todo lo que es mortal, inclinado hacia la catástrofe, sin dioses de por medio… Sólo Hades será inmortal.



La odisea no había terminado, hubo una nueva aventura pendiente de escribir. Que así sea por siempre, pensó quien leía esta inventada pero cierta historia.








(La imagen no es de mi autoría, aunque ahora sí es de mi imaginación)

21 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Jajajajaajajjaja, sí, supongo que ha de hacerlo... cuando la encuentre, jajajjaaj. Muy buena, Juan.
      Un abrazo, amigo, gracias por pasar

      Eliminar
    2. jajajajajajaja que gracioso es Juan...

      Eliminar
  2. Sólo Hades es inmortal, es cierto. Pero el amor nos hace sentir que podemos con todo y con todos, como héroes inmortales. Me gustó tu historia inventada amigo Luis. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un abrazo, Aurora, gracias por leer y comentar, es un placer para mí.

      Eliminar
  3. Me ha parecido uno de tus mejores relatos,la construcción,las imagenes,el uso de la palabra,dosificada,perfecta en cada sitio!

    Vas creciendo mucho Luis!
    Y gracias por tu comentario a mi Jacobo..es una historia que intenté hacer acerca del abuso de menores,que me costó mucho escribir,porque quería hacerlo sin demasiados aspavientos ni morbosidad,por eso es tan emotivo para mí!
    besos enormes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya te dije, Luna, que para mí, este relato es especial y me gustó mucho inspirarme para escribirlo.
      El tuyo, de Jacobo, es triste, pero bien llevado, sin ese morbo que evitas a la perfección.
      Besos!!!

      Eliminar
  4. Una historia con una deliciosa mezcla de realidad y fantasía, unida a la bonita leyenda de Ulises y Penélope.
    Me gustó, ha sido un placer leerte.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El placer es mío, Ohma, por recibirte y contar con tu opinión.
      Muchas gracias y muchos besos

      Eliminar
  5. Hola Luis: Paso para saludarte de nuevo y decirte que he estado leyendo algunas de tus entradas antiguas.
    Creo, en mi modestia opinión, que te mueves bastante bien en la poesía. Me han gustado mucho los haikus sobre Almería. Con respecto a los haikus entiendo yo que hay que cumplir la regla marcada sobre ellos. Eso no quiere decir que uno pueda hacer lo que quiera pero si son haikus hay que usar la naturaleza y los tres versos de 5-7-5 sílabas. En este sentido los tuyos que cito son soberbios y transmiten mucho de esa Almería poco conocida. Vamos, que están bien montados, perfectos.
    La poesía es algo muy personal, íntimo si se quiere, pero se puede hacer verso libre y veros con reglas ya fijadas como los sonetos, por ejemplo. Esto lo digo como apreciación, nada más.
    También me ha llegado esa prosa poética titulada AMIGO SOLITARIO porque haces que llegue y reflexionemos con su lectura.
    Bueno, bueno, bueno: el poema UN PLIEGUE EN EL TIEMPO es erótico a más no poder pero muy respetuoso a pesar de ser muy visual. Me ha encantado esa descripción de un acto sexual cargado de fuego ardiente entre dos amantes que gozan del momento. Muy bueno, Luis.

    Este KATERÍN Y ULISES SIN PENÉLOPE me deja un poco perdido. Debe ser el calor de la gran ciudad que me está derritiendo las neuronas. No me llega; en estos momentos no me llega. Lo veo demasiado abstracto en la concepción. Puede que hayas querido experimentar con la mitología griega o incluso con el ULISES de James Joyce. No sé.
    Mi experiencia me dice que los "experimentos" son arriesgados en literatura. Pero es mi opinión personal.
    Seguiré viajando por tu carretera secundaria para recrearme.
    Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Mos, es un verdadero honor el que hayas visitado mis letras. Ayer estuve en tu blog, no me agregué porque no vi enlace para seguirte, pero sí te tengo en "destinos", en lista de blogs, y volveré con más tiempo para leerte más.
      Me ha gustado en especial, tu mención a mi texto "amigo solitario", porque es de los que más me gustan a mí también, o por lo menos está entre esos textos que te salen desde dentro y alivian tu respirar.

      Este que acabo de colgar, es también de mis favoritos por muchas cosas. Desde luego, mezclé la mitología con un suceso, y no es la única vez, y seguro que tampoco la última, porque el arte de los griegos es nuestro gran trampolín inicial, el de nuestra cultura occidental. El teatro, la poesía, la música, la filosofía...
      Mos, amigo, sí es verdad que suelo experimentar, y deseo con el alma, encontrar opiniones que me ayuden a entender. Sólo puedo y he de decirte, que hago de este Ulises, de esta Sirena y de esa Penélope, una especie de símil con la historia homérica, la cual recién leí hace ya un año, y fue cuando escribí esta prosa, me gusta llamarlo así.
      Es cierto que no se puede entender toda la historia porque esto no es un cuento, ni siquiera debiera llamarlo relato, aunque quizá valga porque los relatos también pueden ser inspiración instantánea, como la poesía.
      Este "Katerín y Ulises sin Penélope" es como una poesía que te sale de dentro en un momento determinado, por unas causas y por un estado.

      Amigo, me alegra mucho verte por aquí, y más aún con la atención que has demostrado. Espero que sigamos viéndonos, en tu orilla, en esta carretera y en otros lugares.
      Un abrazo

      Eliminar
  6. Este relato es fantástico, precisamente por el simil con el Ulises de Homero y su eterna Penélope (la pobre... jarta de esperar) y aparece esa sirena en un momento determinado que lo hace "pensar".
    Aunque ya conocía el relato, leerlo de nuevo ha sido genial y el encabezamiento me ha encantado!!.
    Besos Luisillo. Escribes divino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Maite... pobre Penélope cansá de esperar... aunque no sé yo si Ulises no está también jarto de buscar, jajajajajaja
      Besos homéricos

      Eliminar
  7. ¿Cuánto tiempo estuvo Ulises...? ¿Y Ulises...? ¿Y Penelope...?, ¿Na de na? Sí, sí...

    Me encanta la ambientación, Ibiza. Di qué sí, barré para casa y que se fastidie Homero.

    Fuera de chuflas, el relato me encanto, sobre todo el párrafo dónde vuelve a lo escrito para recordar que está vivo. Bellísima imagen. Tu Ulises tiene costumbres de escritor.

    ResponderEliminar
  8. Pues sí, seguramente se le ha pegado de su creador.
    Gracias por pasar por aquí, Ainhoa.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola guapetón... oye, que eso de la "prolepsis" ha estado muy bien... vaya, vaya... prolepsis... eso es cultura y lo demás son tonterías, jajajja. Me ha gustado esta historia real inventada y sí abogo por los experimentos, es la forma de crecer. Un besote!!

    ResponderEliminar
  10. Era la mejor forma de presentar una "añadido" que viene del futuro con respecto al texto ya escrito.
    Roser, que me alegro de que pases por aquí, gracias, llévate un beso mío

    ResponderEliminar
  11. Me ha gustado el relato Luis, una duda, no escribes en word
    ya en el anterior relato había alguna errata y en este también
    me da la sensación de que lo escribes directamente en tu blog, sino te darías cuenta de: mentes no mientes.

    Un abrazo, te conteste en mi blog.

    PD: Ató su corazón a la espina dorsal....

    una metáfora preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Cielo. Voy a tu blog en breve.
      Mientes es plural de miente, que significa pensamiento. Este relato está un poquito influenciado en la mitología griega (se nota?), sólo un poquito, y es de ésta de dónde saco esa palabra que me gustó. Se utiliza en la Ilíada y en la Odisea, bueno, o por lo menos así queda traducida a nuestro idioma.
      Gracias de nuevo, un abrazo

      Eliminar
  12. Bonito relato me encanto leerte. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, La Soledad es bienvenida a esta carretera.
      Más besos para ti

      Eliminar